Los orígenes del Roast Battle

Tal vez el Roast Battle no sea exactamente el producto de moda en la comedia española en estos momentos (al final sigue teniendo un protagonismo secundario), pero sí la novedad en el mercado y, sobre todo, uno de los principales temas de conversación entre aficionados al stand-up o incluso los propios cómicos. Tanto en modo competición (con las versiones más famosas de Jeff Ross en USA y Jimmy Carr en Reino Unido), como en modo “homenaje” a una persona (en España los especiales del Gran Wyoming, Santiago Segura o  José Mota, básicamente humoristas, mientras que en USA se ha tirado por celebrities en general como David Hasselhoff, Charlie Sheen, Pamela Anderson, Donald Trump – antes de ser presidente – o Justin Bieber) como incluso en una versión a medio camino entre ambos formatos, tal y como se ha hecho en España para Comedy Central, sin duda, esta especie de “pelea de gallos” de rap a base de chistes gusta.

Actualmente ya encontramos Roast Battles en modo show en vivo tanto en Madrid como en Barcelona y desde este abril en Palma de Mallorca (ya os contaré cosas en unos días), pero los orígenes de la Roast Comedy van algo más allá:

NEW YORK FRIARS CLUB ROASTS:

El New York Friars Club (LINK A SU WEB) es una especie de hermandad o club todavía en activo y ya con más de un siglo de existencia. El mismo, ubicado actualmente en un edificio bastante cercano a la zona sur de Central Park y apenas a unos metros de la Trump Tower o de la mítica Tiffany’s, contaba básicamente con famosos, ricos y artistas de Broadway como parte de la misma y que actualmente cuenta hasta con un festival de cine cómico.

A mitad del siglo pasado tienen la iniciativa de homenajear anualmente a alguno de sus miembros, pero de una forma bastante pintoresca: El miembro, digamos, honrado cada año, era “asado” (traducción literaria de “roast” que le hace perder bastante empaque, dicho sea de paso. En español también podemos encontrar el término “brindis cómico”) por parte del resto recibiendo frases ingeniosas que se metían con aspectos reales de su vida, costumbres, manías, etc.  En 1949 se hace el primer experimento con el francés Maurice Chevalier y ya en 1950, los dos primeros roastees fueron cómicos muy destacados de la época: Sam Levenson (curiosamente profesor de español antes de dedicarse a la comedia) y Joe E. Lewis.

Los Roasts se convierten en un evento del que todo el mundo habla pero muy poca gente puede ver. Al menos hasta finales de los 60, cuando la NBC empieza a emitir por televisión los mismos. Entre 1998 y 2002 Comedy Central hace un contrato de 5 años con el Friars Club y retransmite estos roasts a modo de 1 por año (Drew Carey – showman que hasta se atrevió a aparecer en la WWe -, Jerry Stiller, Rob Reiner, Hugh Hefner – sí, el de Playboy – y el mítico Chevy Chase por este orden). Al finalizar el mismo, la cadena opta por crear sus propios roasts con una periodicidad similar (no regular) con famosos que no tienen por qué ser cómicos, de ahí los nombres que os hemos citado antes, siendo el más reciente el de Bruce Willis.

Si queréis saber más sobre el mismo, existe un libro recopilatorio de los mejores chistes “Friar’s Club Encyclopedy of Jokes”; un documental titulado “Let Me In, I Hear Laughter: A Salute to the Friars Club” del año 2000  escrito y dirigido por Dean Ward que da una visión de este fenómeno originalmente tan elitista y underground a la vez. Os dejamos algunos de los nombres de famosos roasteados más populares o sobre los que podemos encontrar vídeos online disponibles con cierta facilidad:

  • 1952: Rocky Marciano
  • 1955: Humphrey Bogart (LINK A AUDIO EN YOUTUBE).
  • 1962: Johnny Carson (Que nos dará pie para hablar de Groucho Marx)
  • 1963: Jack Benny (LINK A VÍDEO)
  • 1964: Nat King Cole y Sammy Davis Jr.
  • 1971: Jerry Lewis, que repitió en 1986 y 2006.
  • 1973: Dean Martin (LINK A VÍDEO).
  • 1989: Bruce Willis
  • 1991: Richard Prior (LINK A VÍDEO).
  • 2010: Quentin Tarantino

Y oye, viendo la que está cayendo últimamente en España con la comedia y los límites del humor, podrás pensar “vaya diferencia con Estados Unidos, ahí van a saco y nadie se lo toma a mal y no hay movidas de este tipo”. Pues no, incluso en los Roasts, donde se supone que no deberían haber límites sí ha habido problemas. Fue en el año 1993, cuando la homenajeada del Friars Club era una de las actrices del momento, Whoopie Goldberg. Pues bien, el MC del mismo fue Ted Danson (el de Cheers, para los que somos catetos en esta materia) con el que la propia actriz tuvo una relación de pareja. Pues bien, Ted tuvo la “genial” idea de aparecer pintado de negro y repetir hasta 12 veces la palabra “nigga” (término despectivo hacia los negros). De hecho, si eres aficionado a la comedia conocerás el tabú sobre el término e incluso como gente como Louie CK han hecho referencia en sus rutinas de stand-up.

Por cierto, yo también he buscado ese momento y creo que ha sido eliminado de todas las vías de distribución más o menos públicas.

GROUCHO MARX COMO REFERENTE DE LOS CHISTES DE ROAST COMEDY

En Estados Unidos han salido auténticos especialistas en el Insult Joke, base sobre la cual se desarrollan los chistes de las Roast Battles. Gente como el antes citado Jeff Ross, Lisa Lampanelli, Don Rickles (fallecido en 2017), Robert Smigel (que le vamos a hacer un pequeño homenaje para cerrar el post) o uno de los top en la comedia USA de los 80s: Andrew Dice Clay. Pero vamos a ir un tanto más atrás.

Mientras que a autores como Shakespeare son referenciados por algunos textos o segmentos satíricos y con bastante mala uva, creo que el primer maestro del Roast Joke mundialmente conocido es Groucho Marx. Esta facilidad para el humor faltón a costa de insultar al prójimo o así mismo fue uno de los sellos marca de la casa del mayor de los Hermanos Marx. Incluso aunque no seas un fanático de la comedia, seguro que habrás oído hablar de frases como “no mire ahora, pero en esta habitación sobra alguien… y me parece que es usted”; “cariño ¿En qué cárcel me dijiste que te enseñaron a preparar esta sopa?”; “he disfrutado mucho con esta obra de teatro, especialmente en el descanso”; “jamás olvido una cara, pero en su caso estaré encantado de hacer una excepción” o “nunca pertenecería a un club que admitiera como miembro a alguien como yo” (VÍDEO DEL MOMENTO EN EL QUE ENUNCIA ESTA FRASE) que iba precisamente dedicado a su renuncia al Friars Club. Y mejor ya paro. Muchas de ellas son utilizadas hoy día casi a modo de refranes y han generado una gran cantidad de momentos míticos en sus películas. Ahí van unas cuantas en versión original.

 

En el siguiente vídeo vemos a Groucho Marx, ya setentón y con un aspecto que a mi me ha recordado curiosamente a Tip (Sánchez Polack), fue uno de los padrinos y colaboradores puntuales en el Late Night por excelencia: El Tonight Show de Johnny Carson (que duró nada menos que 30 años en antena). Pues bien, el icónico humorista aparece en un evento homenaje al presentador del Friar Roast de 1962 y se marca 5 minutos de discurso a los que tal vez hoy día podemos estar más o menos acostumbrados, pero que en su momento fueron todo un acontecimiento (ahí creo que es importante poner las cosas en contexto).

Este tipo de apariciones de Groucho fueron habituales en sus últimos años de vida, aquí tenéis otro vídeo en el que es entrevistado por el que en aquel momento era uno de los cómicos de moda (1973): Bill Cosby. En el vídeo suelta alguna que otra respuesta antológica a las preguntas de Bill (quiero pensar que pactadas), como su opinión sobre el propio Cosby o la creencia en la muerte antes de la muerte (mejor echadle un ojo al vídeo).

Para cerrar la tanda de vídeos no sobre Roast Battles, pero sí sobre el humor basado en el insulto ingenioso me he guardado un vídeo de “Triumph, the Insult Dog”: Una especie de reportero del programa de Conan o’Brien que fue el primer vídeo que me llegó por Youtube y que se convirtió en viral antes de existir los vídeos virales con su visita al estreno del “Ataque de los Clones” de la saga Star Wars, nido de frikis, dicho sea de paso, fácilmente insultables. Creo que vale la pena dedicarle 10 minutos.

Síguenos y comenta!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *