Encuentran a un raro ejemplar casi adolescente de metalero, especie casi en extinción.

Un parque cercano al Alcázar de Toledo ha dado este fin de semana una muy buena noticia, del todo inesperada: el hallazgo de un heavy menor de 30 años, casi adolescente. Las felicitaciones no han tardado en llegar, pues esta especie está en peligro de extinción y a día de hoy solo quedan unos 25.000 ejemplares en estado salvaje repartidos en diferentes parques y callejones del territorio nacional, casi todos de una edad mayor a 40 años.

Su nombre es Eduardo (en honor a la mascota de Iron Maiden) y nació en 1994, aunque la noticia no ha trascendido hasta hoy. La madre de la criatura, ya dio a luz a otro hijo posteriormente 2003, pero por desgracia ha salido trapero.

Los heavies se consideran la tribu urbana con más carrozas en la actualidad. Pese a que sigue publicándose la música que sirve como mantra a estos especímenes, parecen gustar sólo de la creada en los 80 y principios de los 90 independientemente de su edad y con preferencia por atistas ya muertos.

A simple vista podría parecer incluso un vagabundo común por la longitud de su pelo, actualmente con entradas o coronilla así como una mayor cantidad de pelo blanco fruto de la edad, aunque se resisten a cortar el mismo.

Su huidizo estilo de vida y escasez en número los hace una especie muy difícil de ver, ya que tienden a esconderse en la penumbra de los matorrales. Así que si alguna vez ven uno considérense afortunados.

Síguenos y comenta!!!
error

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *